Cinco años más tarde, el sudeste sigue siendo
un mercado de crecimiento clave

En 2012, con la exitosa adquisición de más de 400 sucursales de RBC Bank en seis estados, PNC agregó casi un millón de clientes e inició un nuevo capítulo en el crecimiento de la compañía. Ahora, cinco años más tarde, miramos de cerca la expansión del sudeste de PNC y su impacto en las comunidades de la región.

A principios de marzo de 2012, PNC anunció la exitosa adquisición y conversión de las 415 sucursales de RBC Bank en seis estados del sur. El acuerdo incluyó a 5,000 empleados del banco y a casi un millón de clientes.De la noche a la mañana, PNC Bank se convirtió en un nombre familiar en la región por primera vez en los 160 años de historia del banco. Fue un momento decisivo para PNC, al marcar su mayor conversión de sucursales en una transacción simultánea y su debut en las categorías superiores de los bancos superregionales en Estados Unidos.

A pocas horas del anuncio oficial, el conocido logotipo azul y naranja de PNC adornaba edificios de oficinas y sucursales bancarias en Alabama, Carolina del Norte, Carolina del Sur, Florida, Georgia y Virginia. A medida que los ejecutivos locales dieron a conocer los letreros de las nuevas sucursales, PNC implementó un plan plurianual para ayudar a impulsar el negocio y apoyar el crecimiento económico en la región.

cambiar el letrero de RBC a PNC
En marzo de 2012, ejecutivos de PNC en seis estados revelaron el logotipo del banco en más de 400 sucursales y edificios de oficinas.

Cinco años después de su expansión en el sudeste, la presencia de PNC se ha ampliado al igual que su inversión en toda la región. Ese crecimiento puede atribuirse en gran medida al aprovechamiento de la fortaleza de nuestras empresas bancarias del mercado nacional e intermedio, junto con el éxito de las iniciativas del liderazgo local de la compañía, que permanece enfocado en invertir, contratar y prestar en los barrios que atiende.

Construir una región más fuerte, un socio a la vez

El crecimiento de PNC ha sido bien recibido por compañías locales y socios comunitarios por igual. Desde la conversión, PNC ha financiado sistemáticamente iniciativas de arte y educativas en todos los estados. Tan solo en 2016, PNC proporcionó más de $156 millones en préstamos y $17 millones en inversiones para iniciativas de desarrollo comunitario en todo el sudeste.

Como la mayor parte del país, la economía en el sur luchó contra numerosos desafíos tras la Gran Recesión. El alto desempleo y el estancamiento o la caída de los salarios afectaron a las ciudades promocionadas por su alta asequibilidad.

Las organizaciones artísticas y culturales son las que posiblemente más sufrieron durante la recesión económica. A medida que las ciudades y los estados ajustaron sus presupuestos y las compañías cerraron sus puertas, el flujo de fondos públicos y privados, en su momento abundante, disminuyó drásticamente.

En Mobile, Alabama, por ejemplo, la comunidad artística dependía principalmente de subsidios de la ciudad durante décadas, ya que la economía regional ha estado dominada por industrias cíclicas como la manufactura y la agricultura. Al igual que muchas comunidades, Mobile también cayó víctima de recortes presupuestarios. Con una extrema necesidad de inversión, las organizaciones sin fines de lucro tuvieron dificultades en encontrar compañías locales dispuestas a cubrir el déficit presupuestario.

“Alabama ha perdido docenas de compañías que cotizan en la bolsa en la última década. Por lo tanto, los líderes regionales celebran contar con un actor importante como PNC, que llegue y marque una diferencia tanto desde un punto de vista comercial, como de uno cívico y benéfico”, expresó Brian Bucher, presidente regional de Alabama de PNC, uno de los seis ejecutivos del sudeste regional responsables de la expansión de PNC.

Un año después de su ingreso en el mercado de Mobile, Alabama, PNC estaba financiando casi 20 organizaciones de artes y educación diferentes, incluidos el Gulf Coast Science Exploreum Center y el Museo de Arte de Mobile, con un aporte de $2 millones. Añadiendo grandes patrocinios de eventos como el Senior Bowl y el Festival de Providence, el impacto de la inversión de PNC se extiende más allá de los límites de la ciudad.

 “En los últimos años, muchos de nuestros recursos de financiación han desaparecido, pero la necesidad de una educación de calidad y un desarrollo económico crítico no”, expresó Jan McKay, directora del Gulf Coast Exploreum.

Infografía del sudeste

Ver la versión del texto

Proporcionar inversión comunitaria a través de patrocinios

Cuando PNC se expande al sudeste, sus ejecutivos sabían que enfrentarían desafíos. La incursión del banco en mercados altamente competitivos y de rápido crecimiento como Atlanta y Charlotte pusieron a PNC en las ciudades de origen de algunos de los bancos más grandes del país.

“Nadie sabía quiénes éramos [en Charlotte, Carolina del Norte]”, expresó Weston Andress, presidente regional, Carolina occidental. “Estamos en la ciudad de la sede central de Bank of America y la sede de la costa este de Wells Fargo, con otros bancos que tienen una presencia mucho mayor que la nuestra. Teníamos que construir una marca. En consecuencia, con cada llamada al cliente que hacíamos, primero teníamos que hablarles sobre PNC y luego sobre nuestras capacidades”.

En 2012, PNC enfrentó el singular desafío de mudarse a la antigua sede corporativa de RBC en Raleigh, Carolina del Norte. Antes de la adquisición, RBC había invertido significativamente en un nuevo edificio de la sede y en importantes patrocinios en toda la ciudad. Sabiendo que tenía que tranquilizar a los líderes de la comunidad y ganar lealtad de antiguos clientes, así como atraer a nuevos clientes, PNC inició una campaña agresiva de difusión de la marca ("branding"). 

“Nuestro mayor desafío fue cambiar la mentalidad del equipo y la comunidad, presentándoles a PNC de una manera positiva, ya que la ciudad perdió una sede corporativa”, expresó Jim Hansen, presidente regional, Carolina oriental.

Desde entonces, PNC ha invertido mucho en patrocinios locales para ayudar a distinguir al banco y para ayudar a impulsar la inversión empresarial. En sus primeros dos años, PNC obtuvo los derechos de denominación para el PNC Arena de Raleigh y el Pabellón de Música PNC de Charlotte, dos de los centros de entretenimiento más importantes de Carolina del Norte. PNC también instaló una exhibición del Proyecto Legacy de PNC en Rocky Mount, Carolina del Norte, para honrar la historia de los bancos precursores con sede allí.

Hoy en día, el maratón anual 10K Miler de PNC Atlanta y el Torneo de golf anual Father/Son Challenge en Orlando, Florida, están entre los muchos patrocinios que ayudan a aumentar el conocimiento de la marca y forjar relaciones más sólidas entre PNC y sus comunidades.

Los ejecutivos de PNC destacan el conocimiento de marca del 65 por ciento, un aumento de 10 puntos en comparación con el año anterior, como una prueba de que su estrategia de marketing y crecimiento está funcionando.

“Para mí, uno de los mayores elogios es escuchar que la gente se sorprende de que solo hayan pasado cinco años desde que llegamos aquí, porque parece como si fuera mucho más tiempo”, agrega Hansen. “Otros bancos que vienen a Carolina oriental dicen que su meta es imitar el ingreso de PNC en el mercado. Entramos sin problemas y tuvimos un muy buen comienzo. Ha sido una historia de crecimiento desde el primer día”.

Celebrando 5 años en el sudeste

En el quinto aniversario de la presencia ampliada de PNC en el sudeste, eche un vistazo a algunos de los compromisos de PNC con la región.

  • 25,000 horas de voluntariado de los empleados a través del programa Grow Up Great (Crezca con éxito)
  • $392,500 en subvenciones para el programa Grants for Great Hours

En 2016, PNC le proporcionó al sudeste:

  • Más de $156 millones en préstamos para iniciativas comunitarias
  • $17 millones en inversiones para iniciativas comunitarias

Estadísticas clave:

  • 485 sucursales
  • 6 presidentes regionales
  • 5,831 empleados

A través del programa PNC Grow Up Great® (Crezca con éxito), PNC proporciona liderazgo, fomento, subvenciones, recursos y voluntarios para ayudar a los padres, tutores y educadores, y las comunidades en sus actividades para aumentar las posibilidades de que los niños pequeños tengan éxito.

La banca para el desarrollo de la comunidad tiene como meta mejorar la calidad de vida y aportar empoderamiento y vitalidad económicos a nuestras comunidades.

La inversión de PNC en nuestra programación de educación temprana ha sido fundamental para nuestra capacidad de ofrecer exhibiciones y educación de calidad a miles de estudiantes, visitantes y educadores de toda la región.

Jan McKay, directora de Gulf Coast Exploreum


​Punto de Vista de PNC
Personas reales. Perspectiva real. Percepciones reales.
Lee más información sobre las historias del Punto de Vista »

Powered by Translations.com GlobalLink OneLink SoftwarePowered By OneLink