Los delincuentes sacan provecho de cada oportunidad de aprovecharse de individuos desprevenidos, y la temporada de presentación de impuestos no es una excepción. El robo de identidad del reembolso de impuestos ocurre cuando los delincuentes obtienen tu información personal, como tu nombre, fecha de nacimiento o número de seguro social que luego utilizan para presentar una declaración de impuestos fraudulenta y obtener un reembolso. Una de las maneras más fáciles de ayudar a prevenir esto es presentar tu declaración de impuestos antes de que un ladrón de identidad tenga la oportunidad de presentar una falsa. 

“En los últimos años, el Servicio de Impuestos Internos (Internal Revenue Service, IRS) ha implementado salvaguardias adicionales para proteger a los presentadores de impuestos contra el robo de identidad. Si bien existen salvaguardias, los contribuyentes deben ser conscientes de que el robo de identidad del reembolso de impuestos sigue siendo posible y los delincuentes se están volviendo más creativos en sus maneras de hacerlo”, expresa Trevor Buxton, gerente de comunicaciones de fraude y examinador de fraudes certificado de PNC Bank. 

Mientras el IRS toma medidas, los delincuentes están encontrando nuevas maneras de tratar de robar tus datos y reclamar tu reembolso, y cada vez más están fijando como blanco a los preparadores de impuestos también. Le preguntamos a Buxton qué necesitan saber los presentadores de impuestos para ayudar a protegerse en esta temporada de impuestos.   

¿Con qué frecuencia son hackeados los preparadores de impuestos?

El hackeo de los preparadores de impuestos ha aumentado más o menos en el último año. Esto podría ser el resultado de que el IRS fortaleciera su proceso de verificación para detectar declaraciones de impuestos falsas, lo que puede estar llevando a los delincuentes a dirigir su atención a los preparadores de impuestos. Al hacerlo, pueden intentar obtener toda la información que necesitan para presentar una declaración fraudulenta que pasará el mayor escrutinio que ahora se aplica a las presentaciones de impuestos. 

¿Hay precauciones que puedo tomar para evitar que esto suceda?

La respuesta simple es no, pero las cosas como presentar tus impuestos temprano y ser selectivo sobre el preparador que elijas pueden ayudar a minimizar tu riesgo. Siempre es importante investigar al contador y sentirte completamente cómodo con él antes de entregar tu valiosa información, pero es particularmente importante ahora que los preparadores de impuestos son víctimas de ataques cada vez más. También debes estar familiarizado con sus prácticas de seguridad. Aunque tengas una relación de larga data con un preparador de impuestos, es inteligente aplicar un poco de escrutinio adicional a medida que interactúas con él. Pregúntale a tu preparador de impuestos si su empresa ha sido hackeada y qué medidas de seguridad tiene para prevenir el fraude y el robo. Las cosas como el software de análisis de virus y programas malignos y el uso de una red privada virtual (RPV) pueden ayudar mucho con la protección de la información del cliente. Los empleados deben estar completamente capacitados en el protocolo de seguridad y deben saber, por ejemplo, que no deben hacer clic en enlaces o abrir archivos adjuntos provenientes de personas desconocidas que envían correos electrónicos que pueden estar haciéndose pasar por clientes potenciales o el IRS.

¿Qué debo hacer si mi preparador de impuestos ha sido hackeado?

Si eres un contribuyente y notas un reembolso que no esperabas en tu cuenta bancaria, esta es una pista de que podrías ser víctima de fraude fiscal. Esto normalmente será seguido por una llamada para hacerte saber que fue depositado accidentalmente y que debes transferir a una cuenta que se hace pasar por el IRS. El primer paso es notificar a tu banco. Probablemente tendrás que cerrar la cuenta ya que los delincuentes ahora tienen la información de tu cuenta bancaria. Lo segundo que debes hacer es comunicarte con el IRS para hacerles saber que sospechas que tú eres víctima de un fraude. Por último, si no has estado en contacto con tu preparador de impuestos, debes comunicarte con su oficina para hacerles saber que sus datos podrían haber sido comprometidos.

¿Cómo puedo minimizar los daños si mi preparador de impuestos ha sido hackeado?

Es inteligente tomar algunas precauciones iniciales cuando seas víctima de una filtración de datos. Si has sido víctima de fraude fiscal específicamente, el IRS te enviará por correo un PIN de protección de identidad que se actualiza cada año. El IRS solo aceptará declaraciones de impuestos para aquellas personas que incluyan ese PIN en la misma, por lo que si tú has sido víctima, debes proteger ese número. Sin embargo, este sistema no es infalible. Si los estafadores tienen tu información personal, pueden comunicarse con el IRS para actualizar el PIN. Si esperas recibir un PIN y no lo has recibido, existe la posibilidad de que este haya sido interceptado. Comunícate con el IRS para verificar el estado y notifícales que aún no has recibido tu PIN.

Los clientes también deben estar atentos a la suplantación de identidad (phishing), en la que los estafadores envían correos electrónicos que imitan al IRS y “buscan” obtener información. Los correos electrónicos de suplantación de identidad pueden contener archivos adjuntos con títulos inocuos como “transcripción de impuestos” que, una vez abiertos, descargan programas malignos que analizan tu dispositivo en busca de información financiera que los estafadores pueden usar para presentar una declaración de impuestos en tu nombre.