Debido en gran medida a la pandemia de COVID-19, el trabajo desde casa o trabajo a distancia se ha convertido en algo mucho más habitual. En muchas compañías, el proceso de entrevista laboral ha seguido el ejemplo, ya que los gerentes de contrataciones aprovechan las entrevistas virtuales para conocer a los candidatos para puestos de trabajo. Y mientras las entrevistas en video a distancia brindan a los reclutadores la oportunidad de evaluar las calificaciones y las habilidades de comunicación de los candidatos, estas ofrecen a los candidatos la ventaja del entorno del hogar, ya que pueden sostener dicha conversación desde la comodidad del propio espacio familiar en el que viven.

¿Qué necesitas saber para lucirte en una entrevista virtual? Debes estar preparado, tener confianza y ser interesante, tal como lo harías si te reunieras con alguien en persona. Desde luego, también tienes que manejar el aspecto de la tecnología. Estos son algunos consejos para ayudarte a pensar detenidamente tu estrategia.

Aspectos básicos de una entrevista laboral virtual

Una de las cosas más importantes que debes recordar al participar en una entrevista en video es que las mejores prácticas de las entrevistas laborales en persona siguen siendo aplicables:

  • Investiga la compañía y su cultura con anticipación para elaborar una breve lista de preguntas para que se las hagas a tu entrevistador con respecto a la compañía y al puesto.
  • Investiga las preguntas que sean comunes en las entrevistas laborales y practica tus respuestas. No debe parecer que estás leyendo un guion, pero familiarizarte con los temas y sentirte cómodo en cuanto hablar de ti mismo puede mejorar tu desempeño.
  • Llega unos cuantos minutos antes a la reunión.
  • Participa y sé interesante. Esta debe ser una conversación relajada para que tú y el entrevistador descubran si tú y la compañía podrían ser mutuamente compatibles.
  • Haz un seguimiento con tu entrevistador para mostrar tu gratitud e interés continuo.

También hay ciertas diferencias entre las entrevistas virtuales y las entrevistas en persona. A continuación se presentan algunos consejos que se aplican específicamente a la comunicación por medios electrónicos.

Qué atuendo usar para tu entrevista en video

Siempre debes usar un atuendo profesional para tu reunión virtual, teniendo en cuenta el puesto para el cual te van a entrevistar, así como la cultura de la compañía. La investigación que hiciste te debe dar una idea del atuendo que las personas utilizan en la compañía. De lo contrario, aplica tu mejor juicio con respecto a cómo puedes tener confianza y sentirte cómodo, al mismo tiempo que proyectas una sensación de profesionalismo. También debes tener en cuenta que los colores suaves y lisos suelen verse mejor en video que los colores más brillantes y los estampados.

Establece la ubicación de tu entrevista virtual

Al seleccionar el lugar en el que te sentarás, asegúrate que el enfoque del entrevistador esté en ti y no en lo que está alrededor de ti. Coloca una mesa o escritorio frente a un muro o fondo neutro en el cual tú seas el centro de atención, y elige una silla que te ayude a mantener una postura adecuada. Verifica que no haya resplandor alguno que pudiera aparecer en la toma y realiza los ajustes pertinentes. El entrevistador no debe tener dificultades para poder verte.

También debes asegurarte de eliminar cualquier distracción. Evita las interrupciones vergonzosas al elegir una habitación en la que sepas que tendrás privacidad. Cierra las ventanas por las que pueda entrar el ruido exterior, deja tu teléfono silenciado y cierra los documentos innecesarios en tu computadora. Por último, despeja tu espacio al retirar todo, con excepción de lo que necesitarás para la reunión (p. ej. una copia de tu currículo, un bolígrafo, un bloc de notas y una botella de agua).

Comprueba tu equipo de tecnología

Primero, debes pensar en la plataforma de video que el entrevistador ha seleccionado para tu reunión virtual. Asegúrate de contar con un nombre de usuario profesional para tu cuenta. De lo contrario, este puede ser un buen momento para crear una cuenta nueva que podrás utilizar exclusivamente para tu comunicación profesional.

Después, verifica tu conexión a Internet y la carga de la batería de tu computadora portátil. No querrás que la señal se interrumpa a mitad de la conversación. Luego, inicia sesión en la plataforma para verificar tu cámara web y asegura que tus altoparlantes y tu micrófono estén funcionando correctamente. Algunas personas consideran que usar un juego de audífonos tipo intraauricular con micrófono integrado es lo que mejor funciona para escuchar y para que te escuchen.

Establece una conexión sólida con tu entrevistador

No se trata solo de lo que dices, sino de cómo lo dices. El lenguaje corporal positivo es esencial para cualquier entrevista laboral, lo que significa que debes sonreír, sentarte en una postura erguida y gesticular como lo harías en cualquier conversación profesional. Debes hacer un ajuste importante cuando estés en una llamada virtual: cuando quieras hacer contacto visual, especialmente al contestar una pregunta, debes mirar a tu cámara en lugar de mirar a los ojos del entrevistador. Quizás esto se sienta un poco extraño si no estás acostumbrado a las conversaciones en video, pero es importante para establecer una conexión sólida.

Mantén la calma si algo sale mal

Debido a que las entrevistas en video son relativamente nuevas para la mayoría de nosotros, no te sorprendas si se presentan algunos contratiempos. Ten paciencia y colabora con tu entrevistador para solucionar cualquier dificultad. Considera que estos momentos son oportunidades para demostrar tu naturaleza flexible y creativa.

Prepárate para cualquier problema técnico de la mejor manera posible. Pide que se te proporcione un número de teléfono en el que puedas localizar al entrevistador en caso de que se interrumpa el audio o el video. Avisa a todos los que viven contigo que no deben interrumpirte.

Finalmente, en caso que haya una interrupción, discúlpate de manera profesional, pon tu micrófono en silencio y apaga tu cámara hasta que hayas solucionado la interrupción. Después, regresa a la conversación tan pronto como sea posible.

Haz un seguimiento de tu entrevista virtual

Siempre es buena idea enviar un correo electrónico a tu entrevistador en un plazo de 24 horas para agradecerle por su tiempo, manifestar que sigues interesado en el puesto y avisarle que tienes la disposición para contestar a cualquier pregunta adicional que pudiera tener. Una atenta nota de seguimiento es la forma ideal de concluir una experiencia de entrevista positiva.